(Fotos: Fernando Múgica)

PUERTO RICO

     El viejo San Juan. Hotel “Convento”. Supongo que todavía existe. Un viejo camarero nos sirvió piña colada. Fernando Múgica y yo quedamos desconcertados. Era la mejor piña colada del mundo. Al fondo, alguien tocaba jazz…

     ¿Qué más se puede pedir en la vida?

 

© www.jjbenitez.com