FECHA:    26 de Diciembre de 1965

LUGAR: Buenos Aires, Argentina.

AUTOR:  

Otro apagón en Buenos Aires

El año de 1965 fue especialmente generoso en "apagones" en las grandes metrópolis americanas y europeas. Y en casi todas ellas fueron vistos y fotografiados objetos volantes no identificados, antes, durante y después de cada "apagón".
El 26 de diciembre, entre las 15,28 y las 18,50 horas, un área de 40 kilómetros -que incluyó toda la ciudad de Buenos Aires y su zona de influencia hasta La Plata- quedó sin energía eléctrica. En algunos sectores de esta extensa área, el "apagón" se prolongó, incluso, hasta la medianoche.
Más de siete millones de personas se vieron sumidas en las tinieblas. No funcionaron los hospitales. Mucha gente quedó atrapada en los ascensores. Faltó el agua y tuvieron que suspenderse las emisiones de radio, televisión, cines, etc.
Pero, ¿qué había podido provocar tan súbito y desproporcionado corte de energía?
Una vez restablecida la corriente, a las 20 horas, la empresa SEGBA (Servicios Eléctricos del Gran Buenos Aires) dio a conocer una nota oficial en la que, a decir verdad, no se daba una explicación lo suficientemente clara sobre lo ocurrido.

Los investigadores argentinos supieron que pocas horas antes del "apagón" -a las 14,55- un artefacto volador no identificado fue observado por numerosos tcstigos, mientras volaba desde la ciudad de La Plata hacia Buenos Aires. Entre los sorprendidos se hallaba el doctor Juan Carlos Sánchez Boado, aficionado a la ufología, quien, en compañía de otro amigo, el sargento Gastón Salazar, permaneció durante algunas horas en las cercanías de las Lomas de Zamora, en la carretera numero 2 que une ambas poblaciones. Desde allí, y a las 19 horas, consiguieron fotografiar el ovni cuando parecía retornar en dirección a La Plata.


"Sobrecogedor"


"Fue algo sobrecogedor -explicaron-. Nos colocamos a la espera, pensando que no volvería a pasar. Pero nos llevamos una doble sorpresa...
"Y en mitad de un gran nerviosismo conseguimos tirar varias placas. Nos impresionó su vuelo "sereno", sin esas clásicas evoluciones de los ovnis. Parecía cumplir un vuelo de inspección y, al mismo tiempo, se mostraba ante los testigos como diciendo: "aquí estoy yo... He sido yo el responsable del apagón"."
Otras personas relataron también a los investigadores que el ovni efectuó algunos vuelos a baja altura sobre las líneas de alta tensión que se levantan a la entrada de la ciudad de La Plata y que abastecen un 40 por 100 de las necesidades de la capital argentina.
Pocos minutos antes de que quedara restablecido el suministro eléctrico, el mismo, u otro objeto no identificado de características similares, fue visto también sobre el centro de Buenos Aires. El ovni, según los cientos de miles de testigos que lo vieron, "lanzaba destellos rojos y efectuaba maniobras insólitas". El hecho fue recogido por el diario La Razón en su edición del día siguiente.

 

www.planetabenitez.com - www.jjbenitez.com © ®